Menu

MALÚ URRIOLA: POESÍA ACTUAL DE CHILE

Malú Urriola (Santiago, Chile, 1967). Ha publicado: Piedras rodantes (1988); Dame tu sucio amor (1994); Hija de perra (1998, reeditado en 2009 en Venezuela y en 2010 en Argentina); Nada

Gladys Mendía 1 año ago 84
Compartir:

Malú Urriola (Santiago, Chile, 1967). Ha publicado: Piedras rodantes (1988); Dame tu sucio amor (1994); Hija de perra (1998, reeditado en 2009 en Venezuela y en 2010 en Argentina); Nada (2003); Bracea (2007); La luz que me ciega, en coautoría con la fotógrafa Paz Errázuriz (2010); Las estrellas de Chile para ti (Antología, 2015).

Ha merecido por su poesía distinciones como el Premio Pablo Neruda, que otorga la Fundación Pablo Neruda, por su trayectoria poética, 2006. Beca John Simon Guggenheim Memorial Foundation, Creative Arts Poetry 2009.

Selección por Gladys Mendía de Cadáver Exquisito (Editorial Cuarto Propio 2017, 2022)


Un poeta le recitó en la oreja a la noche que la palabra vacío era él.
Enunció la primera persona yo en vez de las palabras mar, peces, vuelo…cielo… otro, vacío, aikú, larismo, barroco, y una mar de cosas que existen donde nada existe aún.
Lo que se ha amado regresa y lo que se ha dejado de amar se recuerda como un perro se lame la cicatriz aunque pasen los años.
Rememoras como un tetrapléjico cada una de las noches que has amado.
Como animal recuerdas el sabor, el perfume con que fuiste saciado y luego recuerdas a la muerte lamer tu boca con sus ajados labios.
¿Qué diablos se sabe exactamente de la vida?
Tan poco. Pero se la ama.
Las mariposas son el recuerdo de la belleza.

vita brevis… arte longis…


Para vivir hay que tener huesos
que no teman hacerse polvo.


EL POETA ES UN VIDENTE
ROMÁNTICOS DE SIEMPRE


EL POETA ES UN ARTÍFICE DE LA PALABRA
PARNASIANOS UNIDOS


EL MUNDO ES UN MISTERIO & LA POESÍA ES MÚSICA
SIMBOLISTAS VANGUARDISTAS


ILUSIÓN DE PROGRESO & SEPARACIÓN DE LA
SOCIEDAD BURGUESA A TRAVÉS DEL ARTE
MODERNISTAS CONSCIENTES


EL POETA BUSCA VERDADES MÁS QUE BELLEZAS
GENERACIÓN DEL 98


EL POETA ES UN VIDENTE ENCEGUECIDO POR
SUS VISIONES
URRIOLA sola



No tuve más que un cuerpo que apostarle a la vida.
Y lo voy a perder de todos modos.


Un poema no es ni más pequeño ni más grande
que un planeta.
Un planeta que aparece y desaparece
como aparecen y desaparecen las cosas que viajan
rumbo al vacío.
Si usted piensa que es más que polvo,
es solo cuestión de tiempo.


Cuando se escribe se sabe que se está de viaje, que no será mucho el tiempo que se permanecerá en ningún lado con las mismas gentes.
Cuando se escribe se sabe que la vida será a solas tantas veces como lo quiera el camino.
Cuando se escribe se sabe que un día, se dejará de escribir.
Entonces las palabras tendrán el significado del polen.


Como cuando secan los ríos y la tristeza escurre y resquebraja, las piedras que se quedan tan lejos unas de otras.

Sigo escribiendo cosas que se pondrán amarillas, abro los ojos y la vida prosigue bárbara, medieval, bella y momentánea.

Allí donde las aguas cantaban, talan las sierras cortando lo que no ha de volver a crecer. ¿Y la sed? ¿Qué haremos con la sed?


Ya no volveré, pero no decaigas los párpados como la cortina de una ferretería de barrio.

No tengo más que un silencio de nieve.

Ya no espero por nada que no sea yo.

Yo es una manera de decir que fui -alguna vez- mi jaula y mi cielo.