Menu

SOBRE POSTALES DE GEORGIA. POR TERESA CALDERÓN

SOBRE POSTALES DE GEORGIA Por Teresa Calderón Georgina Ramírez llegó a Chile con una mochila llena de ilusiones, proyectos ya iniciados en su tierra y poemas, sobre todo poemas orbitando

Gladys Mendía 7 meses ago 33
Compartir:

SOBRE POSTALES DE GEORGIA

Por Teresa Calderón

Georgina Ramírez llegó a Chile con una mochila llena de ilusiones, proyectos ya iniciados en su tierra y poemas, sobre todo poemas orbitando a su alrededor como planetas y lunas. Todo se ha ido completando en estos pocos años que lleva viviendo en Chile, porque una mujer como ella es única y siempre sigue el camino de sus sueños. Desde que nos conocimos y nos convertimos en grandes amigas y equipo de trabajo, la he visto ascender escarpadas montañas, dar la batalla a las afiladas ventiscas y tomar algunas lágrimas entre sus manos para lanzarlas de regreso a la vertiente de una tristeza que ella no permite anidar más de los necesario en su alma.

Traía poemas dije antes, poemas de tal excelencia que venían reuniéndose en este libro que hoy “bautizamos” aquí en familia y amigos: Postales de Georgia. Tal es el valor, intensidad, profundidad y potencia de los poemas que componen este libro, que de inmediato fue reconocido en nuestro país por el Consejo Nacional del Libro y la Lectura, quien le otorgó la beca de creación el año 2020, lo que hoy vemos concretado en esta obra de tal magnitud, que no dejará a nadie indiferente. Cada quien que ingrese entre estas páginas, está destinado a salir distinto, transformado; porque un misterio hay aquí, un portal a otra dimensión que nos permite vislumbrar el universo de todas las dimensiones humanas conocidas y por conocer.

Presentar esta obra en la librería de La parada poética, es otro de los logros de Georgina Ramírez, quien soñaba desde niña con tener una librería y una editorial. Y aquí está la demostración: “la que la sigue, la consigue”. Sé que no ha sido fácil, la he visto ir pasito a pasito, y aquí estamos donde se vislumbra la cumbre cada vez más cerca.

El libro se estructura en tres capítulos que se interrelacionan desde cuatro ejes catalizadores: “mujer”, “ciudad”, “dolor” y “país”: El primer capítulo, parte o fragmento, se titula: Una mujer llamada ciudad, lo sigue: Una ciudad llamada dolor para cerrar con: Un dolor llamado país. No me explayaré al respecto ni daré mayores detalles sobre el poderío y majestad de su verso. Lo que pienso sobre la creación poética de Georgia y mi lectura de Postales… está escrito en el prólogo: un libro de factura perfecta, bellas y delicadas ilustraciones para una poesía a flor de piel y de palabra, dominio indiscutible del lenguaje poético y poemas que ponen su bandera en el alma de todos los lectores del mundo.

Gracias Georgia por permitirme entrar en tus proyectos y en tu vida.


*Texto leído por Teresa Calderón en la presentación del libro el día 3 de diciembre de 2022.