Menu

FREDDY ÑÁÑEZ: Poesía Actual de Venezuela

FREDDY ÑÁÑEZ (Venezuela, 1976) Poeta, titiritero y editor. Perteneció a la Generación Almada en la ciudad de San Cristóbal. Fue el director de la revista Sujeto Almado. Es columnista del

Gladys Mendía 5 años ago 104
Compartir:

freddy

FREDDY ÑÁÑEZ (Venezuela, 1976) Poeta, titiritero y editor. Perteneció a la Generación Almada en la ciudad de San Cristóbal. Fue el director de la revista Sujeto Almado. Es columnista del diario Ciudad Ccs. Dirige desde el año 2010 el suplemento literario Letras. Fue Ministro del Poder Popular para la Cultura en el año 2016.

Ha publicado, entre otros, Del diario hastío, Sombra bajo tierra. Antología poética, El nombre de todas las cosas, Fuego donde dice paraíso y Bajopalabra.

Ha sido merecedor de varios galardones entre los que destacan Premio Nacional de las Artes y las Letras (2004), Bienal Juan Beroes (2006). En el 2009 recibió el premio de poesía José Antonio Ramos Sucre con el poemario Postal de sequía.

De Viraje (Ediciones Acirema, 2017)

OLVIDO

A lo sumo, el abandono

Irte, dejarlo todo culpar al trópico
y ser, en fin,
un camino sin nadie

Todo eso puedes hacerlo
pero jamás el olvido

Como poco, persistirá el olor de tu casa

-igual que si fuera el tuyo-

Contigo, de polizón, al asecho
o esperando adelante
tu arribo

irá como una imagen
disuelta en tu sangre
toda la edad de ese pueblo

replegada en tus facciones
recordando quién eres

Un sesgo te impide traicionarnos
se llama lugar

-pero es tu índole en resguardo-

Cuando mucho conocerás la distancia
nunca el olvido.

TEMPORAL

Leo, afuera,

que el invierno hace su ronda

Hay que partir la tierra

-Y en verdad parece desunirla-

Todo lo que piensa un diluvio

lo sabe un migrante

Traduzco la furia,

el derrumbe,

en los pasos que nos cercan

Hay que arar las aguas

Y me entusiasma

decir agricultura

con acento estío

Leo, afuera,

el coro de un himno

y la patria borrada.

REPLIEGUE

Camino de giros

alternancias

y regresos

Porque está hecho de pasos humanos

y de lo que va borrando la mirada

Camino ejido

de lo que huye

y permanece

Porque lo pisa la duda,

y lo estira la prisa

y lo nombra el desmayo

Camino que se repliega

en nosotros,

que ahora somos

lo que piensa el camino.